La industria 4.0 ha llegado para quedarse, en los últimos tiempos hemos podido observar
un gran cambio en las empresas, con el paso de los años, se han ido introduciendo
herramientas y sistemas cada día más positivos para la empresa.

Agilizar los procedimientos, mejorar la efectividad o preveer el bienestar, son algunas de las medidas, que ofrece la implementación de diversos sistemas de automatización y control.

En este sentido, el sector metalúrgico ha sabido adaptarse al cambio, atrás quedaron, los dibujos en papel, o las propuestas de mejora en base a piezas elaboradas sin programas de diseño, eran otros tiempos, y la falta de innovación, impedía hacer las cosas de otra manera.

En la actualidad, podemos ver como desde la oficina técnica, hasta la zona de producción, cuentan con herramientas altamente eficaces, que permiten realizar el trabajo, con una gran precisión y exactitud. Para la industria 4.0, el reto consiste en adaptar nuevas soluciones ante los métodos de producción establecidos desde antaño, además, de rentabilizar todos los procesos productivos, no solo en cuestiones cuantitativas, sino también, en temas cualitativos.

Uno de los avances para RNSinox, está siendo la incorporación del software de gestión PROmanager de TCIcutting una eficaz herramienta que nos permite optimizar todo el uso de nuestras máquinas, con el fin de crear un entorno de trabajo totalmente digitalizado.

Esta herramienta, nos permite saber en tiempo real, toda la información necesaria, para el buen funcionamiento de las distintas áreas de la empresa, brindándonos una importante información, sobre el empleado, los puestos de procesado de los materiales, el stock, o la expedición de los pedidos, controlando  al máximo todos los procesos y mejorando, el flujo en un trabajo óptimo.

Las funciones básicas que cubre un sistema ERP se centran en las áreas de: Compras y ventas, recursos humanos, producción, contabilidad y finanzas.

con PROmanager obtenemos una gran adaptación ante la demanda de nuestros clientes, una máxima capacidad productiva, la personalización del producto y la agilidad a la hora de producir series.
¿Qué ventajas podemos alcanzar con la integración de un ERP?
Echale un ojo, quizás te interese 😉
  • Mejora del almacenamiento y reducción de pérdidas: A la hora de gestionar un almacén, podemos encontrar una cantidad de situaciones que hacen que nuestra eficiencia sea relativamente baja, materias primas que se estropean, productos finalizados que quedan en stock, compras irregulares de material, la integración del departamento de compras en este programa, facilita el trabajo a la hora de adquirir materia prima, asi como, a la hora de producir, optimizando en gran medida estas funciones. Gracias a la conectividad aseguramos que el registro de materiales sea eficaz, ágil y certera.
  • Operatividad en la gestión del personal: La integración de este sistema nos permite automatizar diversos requerimientos legales, evitando la repetición de tareas y disminuyendo el número de errores.
  • Clientes: Para mejorar la efectividad del ERP, es conveniente vincular un CRM a la herramienta, de este modo, obtenemos una mayor información de los clientes, pudiendo almacenar datos de interés, algo vital para realizar las gestiones comerciales con éxito.
  • Integración y coordinación de procesos: Disponer de un sistema que conecte todas las áreas de una empresa, es algo altamente eficiente y previene errores, este sistema, nos permite una mejor coordinación y una mejora en la eficiencia, así como, una comunicación interna, óptima y operativa.

En nuestro caso, el sistema que hemos seleccionado, ofrece una serie de ventajas vinculadas a la funcionalidad del sector, gracias a que es un software, especialmente diseñado para empresas del sector metalúrgico e industrial.

PROmanager, informatiza todos los procesos del negocio, lo que nos permite mantener nuestros estándares de calidad con la ISO9001. Además, disponemos de toda la información en una misma herramienta, pudiendo conseguir un alto detalle en informes, tanto de ventas, como de contabilidad, producción, pedidos o compras. La captura de datos en planta, permite ver, dónde y en que momento, se produce una situación, algo vital para poder analizar cualquier proceso.

Podemos decir, que es un sistema altamente eficaz, que nos permite crecer de forma sostenible y paulatina, estando a la vanguardia, en un sector en el que las tecnologías 4.0, comienzan a estar más presentes.